…todos pertenecemos a sustratos sociales, por deseo propio, o por exclusión propia de los demás;

igualmente, nos vemos obligados a adaptarnos a nuestra nueva situación, sea por decisión personal, o como consecuencia de una derivación ajena. Y así, de pronto, te ves como una enferma mental, o lo que sería lo mismo “Una Loca Mentirosa”, porque otros te ven así, y de éste modo ya tienes tú propia etiqueta, que incluso aceptas, y con la cual llegas a identificarte con el paso del tiempo… un golpe de suerte, te hace dejar de ser una persona trastornada, para ser ahora un poco “rara y diferente”; los que te ven rara, no son los mismos que los que te ven diferente, con lo cual ahora tienes dos etiquetas más, que igualmente aceptas, eres consciente de que eso eres para ellos, para los demás, pues ellos, te ven exactamente así. ¿Pero, y tú cómo te ves?, ¿Cómo te ven los que están fuera de esos límites?, -Qué ven ellos. -¿Quién eres? -lo saben ellos,… ¿Lo sabes tú?, o es una incógnita, que aún no se ha despejado…

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *